?

Log in

No account? Create an account

Previous Entry | Next Entry

Pasillo de Luz

Foto #4




Tomé esta foto el 8 de Mayo de 2018 a las 8:05 de la mañana. En su momento, creo que el objetivo principal detrás de la fotografía era poner a prueba la nueva cámara fancy de mi celular. Pero después de ver el resultado, decidí que era una foto cuya luz me inspiraba alegría y decidí guardarla. Nunca se la mostré a nadie, hasta hoy. Y es por ello que he decidido que esta foto también entrara a mi pequeño proyecto de NaNoWriMo. Hay mucho que me gustaría escribir sobre ella.

No es que la foto en sí tenga mucho que decir. Simplemente son las escaleras que se encuentran fuera de mi departamento, iluminadas por la luz del sol. Pero algo bonito y especial de este escenario, es que todos los días (al menos de lunes a viernes), este es el escenario al que me enfrento antes de salir al mundo de allá afuera.

Estas escaleras son, en principio, el primer obstáculo de mi día. Y no, no sólo es el hecho de que vivo en el último piso del edificio donde rento mi departamento con mi hermana y que todos los días subir y bajar estas escaleras al menos unas cuatro o cinco veces al día me hacen considerar enlistarme en algún gym o empezar una rutina de ejercicio para que el esfuerzo diario no me deje sin aliento... (especialmente los domingos, que son los días en los que solemos hacer el mandado.. y las vueltas pesan mucho más que cuando sólo subo y bajo con mi cartera y mi celular)

Quizás frente al mundo, puedo presentar una imagen de alguien que se organiza y que sabe qué es lo que está haciendo con su vida. ¿La realidad? Cada escalón que bajo es una reflexión de elementos en mi vida donde siento que no estoy cumpliendo o que algo que me falta.

Antes de pararme frente a esa puerta blanca que conecta mi hogar al mundo externo, bajo las escaleras. A veces lo hago de buena gana, escuchándo música o tarareando para mis adentros. Pero la mayoría del tiempo, bajo las escaleras pensando en todos mis pendientes y cosas por hacer. Comparo mi vida con la de otras personas. Personas que admiro o que quizás ya no he visto recientemente, pero que parecen ser muy felices en redes sociales. Divago sobre el futuro de mi carrera. Me cuestiono sobre mis escritos y mi capacidad de investigar. En más de una ocasión, me atrapé pensando cosas equivalentes a "No hago lo suficiente" o peor aún, "No soy suficiente".

Inseguridad e incertidumbre. Ah si, el pan de cada día para la humanidad. No digo que todo mundo pase por las mismas micro crisis existenciales que yo, pero me doy una idea de que no todo mundo tiene todo friamente calculado y sin posibilidad de error. Y es probable que las personas que piensan que tienen todo bajo control o que ya tienen armado un plan para cualquier escenario que se les pueda plantar al frente... tengan que terminar enfrentándose a un escenario que nunca antes habían imaginado. No todos le damos el mismo peso a las mismas cosas. Uno nunca sabe cuál es el verdadero talón de Aquiles de aquellos que admiramos.

Ahem. Creo que ya me desvié de mi punto con respecto a esta fotografía, así que volveré a atrapar el hilo antes de que mis pensamientos sin sentido se adueñen de esta entrada. Digo, estrictamente hablando, todo lo que escribo es resultado de estos pensamientos sin sentido que me carcomen por dentro y que me orillan a obligarme a escribir cierta cantidad de palabras de forma diaria durante el mes de Noviembre, pero... al final del día, algunos de mis pensamientos (a veces) tienen suficiente coherencia como para redactar algo digno de ser compartido o que otro ser humano lo lea.

La mayoría del tiempo no es el caso. Pero para NaNo, suelo hacer un pequeño esfuerzo para que sea así. Así que... volviendo a la fotografía...

Supongo que lo que me gusta de esta foto es que simplemente inmortalicé un escenario que veo con bastante frecuencia en mi vida cotidiana. A veces, ese espacio es el lugar donde se define con qué actitud me presentaré frente al mundo ese día. ¿Animada? ¿Triste? ¿Enferma? ¿Cansada? ¿Resignada? ¿Inspirada? Muchas veces, los primeros pasos que tomo y que me llevan a bajar por esas escaleras definen mi actitud por el resto del día. Y no fue hasta que fotografié esas escaleras con una bonita luz inspiradora que me di cuenta de la importancia que tenía ese espacio, aunque quizás previamente no lo había sabido reconocer.

Decidí que mi esfuerzo de ese punto en adelante sería que al bajar por esas escaleras, procuraría mentalizarme para ofrecer lo mejor de mi, independientemente de los miedos o las inseguridades que me pudieran estar molestando en mi cabeza. Me prometí que apreciaría la vista desde la ventana. Que me permitiría sentir el sol o la brisa que se adentrara por la ventana. Simplemente, iniciar mi día con un poco más de concienica. Hacer de lado mis pensamientos auto destructivos y doloros. Enfocarme más en la luz.

Porque quizás en esa fotografía, la luz que sobresalía era la del sol.
Pero la luz interior quema a todas horas, sin importar el clima.
Y esa fiel y simple escalera es mi primer escenario, mi primer reto, mi primer espacio con el mundo cada mañana que me levanto y parto de mi hogar.
Así que, como en esta foto, procuraré hacer el esfuerzo de iluminar el espacio.
Aún hay mucho por dar.


****

Cierro esta entrada con un pequeño parentesis entre fotos y una actualización sobre aquello que me hacía mal: al final resulta que los doctores fueron capaces de encontrar aquello que estaba mal conmigo. Resulta que el primer diagnóstico fue el correcto: una araña me mordió.

El problema es que me mordió en mi cuero cabelludo, así que no había notado la mordida por el simple hecho de que mis chinos abundan y que la araña era pequeñita.

Pero su mordida se inflamó y me causó grandes dolores de cabeza a lo largo del fin de semana, so... THAT WAS FUN. (Not)
Realmente me siento triste de que esto haya pasado en el último fin de semana completo que pude disfrutar con mi familia antes de que una loca aventura tome lugar. (Digo, aún no he mencionado nada sobre eso de forma oficial o por escrito porque una pequeña parte de mi aún no cree que sea real)

El punto es que me la pasé en cama, inflamada, con dolor en el cuerpo y unas extrañas ganas de llorar. No pude escribir tanto como me hubiera gustado y fui incapaz de terminar una tarea que tenía asignada. Pero creo que esa es parte de la vida: aceptar que a veces, aunque uno tenga mucha disposición, la vida nos obliga a tomar pausas y descansar.

Intenté descansar y recuperarme pronto de mi reacción alérgica, pero mientras escribo esto aún puedo sentir el veneno de mi querida amiga araña causando estragos en mi cuerpo. Desearía poder dormir sin dolor y ya. Estoy cansada de sentir el cuello contracturado y el dolor de cabeza. Ahh...

Bueno. Seré gentil conmigo, al menos por hoy. Quizás no alcancé la meta diaria como planeado (1667 palabras al día) pero escribí aunque fuera poquito (y sin sentido) y me aplaudo por eso.

Iré a dormir.

Wordcount: 6253

Tags:

Profile

makeiri
27 años. Soñadora. Creativa. Parlanchina.
Twitter

Latest Month

November 2018
S M T W T F S
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 
Powered by LiveJournal.com
Designed by Tiffany Chow