August 21st, 2019

Morning Prayers

Son las seis de la mañana. Muchas cosas han pasado. Pero en este momento, me encuentro sentada en mi escritorio, escuchando suavemente a mi compañera de cuarto murmurar sus oraciones matutinas, recibiendo un nuevo día. Ella es de Bután. Y tiene un gran corazón de oro, pues ha cuidado de mi más veces de las que he podido contar desde que llegué a Nueva Delhi.
Le agradezco a las estrellas que ella sea mi compañera de cuarto. Su sola presencia irradia paz.
Pero lo que quería inmortalizar por esta entrada es que, sin importar el nivel de cansacio o la diferencia de horario, algo que admiro muchísimo en ella es que siempre encuentra el tiempo para hacer sus oraciones en la mañana, antes de salir a desayunar.
Su devoción me inspira. Quizás, de ahora en adelante, yo también me proponga hacer mi propia versión de una oración matutina.
M