?

Log in

No account? Create an account

Previous Entry | Next Entry

Recuerdos de Disney

Ayer me tocó la magia de ir a experimentar Disney con mis amigas y pasaron muchas cosas curiosas que me hicieron conectarme con mi niña interior y disfrutar la experiencia.
Pero hubo tres momentos especiales que quiero inmortalizar en mi diario, así que narraré cada uno con detalle.

Primero: el momento difícil del día.
Me empecé a sentir muy mal y apenas eran las tres de la tarde.
Me empezó a doler mucho la garganta y podía sentir que tenía fiebre. Me dolían los pies y la música me causaba dolor de cabeza. Realmente llegué a considerar la opción de regresarme a casa en ese momento.

Pero Marie me acompañó a una banquita cerca de las tiendas de la entrada, me dio agua y fue en ese momento a buscar un médico. Joanne me dio un masaje y me habló tranquilamente. También me proporcionó un Advil mágico que tuvo efecto bastante rápido.
Mis amigas me cuidaron y me apoyaron. En lugar de seguir subiendose a juegos o tomarse fotos con personajes, se quedaron a mi lado, estuvieron al pendiente y se aseguraron de que me sintiera mejor antes de seguir con el día.

Pronto me sentí mejor y me vi motivada a seguir con el día. Estoy muy agradecida con mis chicas por haber estado ahí para mi cuando las necesite.
MONSE REFORZADA
LISTA PARA SEGUIR CON LA AVENTURA!

Después de horas de juegos, risas y confesiones en lo que hacíamos fila, toco la hora de ver el desfile especial nocturno que se ve algo así

Tocó la suerte de que nos sentarnos hasta mero al frente, así que pude disfrutar las miles de lucecitas en todo su esplendor.

Lo cual me lleva al segundo momento especial que quiero inmortalizar en mi diario:

Al lado de nosotras había una familia de japoneses.
Papá, Mamá y una niña de tres a cuatro años, más a menos. La niña estaba abrazada a su padre y veía las luces con tanta fascinación y alegría que mi corazón se emocionó y terminé llorando.

Sé que suena cursi o hasta ñoño, pero cuando pasaron las princesas y la niña se emocionó, señaló y le dijo a su padre algo equivalente a "Cenicienta me acaba de saludar!!!" no pude evitar sonreír y pensar en mi primita Dora y cómo le encantaría poder ver a las princesas y saludarlas.

Ver a esa niña tan fascinada y alegre me hizo recordar la inocencia de los niños y cómo pueden ver el mundo de una forma tan clara y al mismo tiempo tan mágica.

Lo he dichos muchas veces y lo volveré a decir: Me encantan los niños y su habilidad para encontrar magia en todo lo que les rodea.

Fue una experiencia por la que estoy muy agradecida. Definitivamente es uno de los recuerdos más bonitos que me llevo de Japón.

El tercer momento que quiero inmortalizar en mi diario fue justo después del desfile.

Linnea se había estado sintiendo muy enfermita los últimos días y ya hacía un poco de frío. Yo había llevado mi mantita verde para que la usáramos como tapete en el cual pudiéramos sentarnos comodamente para el desfile, pero en el momento me nació prestarle la mantita para que se protegiera del frío.
También le regalé la última pastilla para la garganta que traía conmigo y la envolví con la mantita en el proceso.

Fue una sorpresa cuando al terminar de arroparla y asegurarme que estuviera bien tapada... vi que tenía lagrimas corriendo por su rostro.

Linnea traía tapabocas, así que no podía ver la expresión en su cara muy claramente.
Pero ella me aclaró con la poca voz que le quedaba después del día, que estaba llorando porque se sentía extremadamente agradecida por los cuidados que le estábamos dando.

Linnea es de mis mejores amigas aquí en Japón y ha pasado por cosas mil veces más difíciles y extrañas que yo. Sé que ella si ha tenido que recuperarse de varias cuestiones difíciles en su vida, y una de ellas es sentirse lo suficientemente valiosa como para merecer amigas de verdad.

"Linnea, mereces esto y más!" le dije, pero me sorprendí a mi misma diciendo esto con lagrimas en los ojos.

Porque me di cuenta que lo que le estaba diciendo a ella era algo que también aplicaba para mi. Y saber que ahí estaba yo para arroparla y hacerla sentir mejor como en la tarde Marie y Joanne habían estado para mi, me hizo sentir aún más afortunada y bendecida de poder compartir el mensaje que tanto necesitaba.

Supongo que esta visita a Disney realmente fue mágica en muchos aspectos.

También hay historias simpáticas, como cuando resulté ser la espía en el juego de Star Wars o cuando rescaté un iPhone de ser perdido por su dueño.

Pero al final del día, creo que el mensaje de que hay magia incluso en las cosas más sencillas como una niña riendo o amigas que se cuidan entre sí es lo más valioso que me puedo llevar de esta experiencia.

Aunque... al final Joanne me regaló un lindo recuerdito que no me esperaba..

IMG_6409

Mayo ha sido mi mes más activo y mágico en Japón. Desde dos conciertos de Miyano Mamoru (KIMI NI KISS!! AHHH! AUN NO LO SUPERO) a Disney, sin duda alguna mis fines de semana se han vuelto una locura.

Lo caul me hace pensar que necesito un tiempo fuera y descansar un ratito.
Así que eso haré.

M

Comments

( 1 comment — Leave a comment )
(Anonymous)
May. 24th, 2014 08:08 pm (UTC)
Hola mi niña, es mágico leer tus aventuras, eres única, hiciste que me trasportara hasta el ligar donde estas y vivir junto contigo todo, Espero verte pronto y darte un abrazo que desde hace muchoooo tiempo quiero darte, tqm, sigue disfrutando de tu estancia. DTB
con cariño
Tu tía Yolanda
( 1 comment — Leave a comment )

Profile

makeiri
26 años. Soñadora. Creativa. Parlanchina.
Twitter

Latest Month

September 2017
S M T W T F S
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Page Summary

Powered by LiveJournal.com
Designed by Tiffany Chow